Salud Mental
| por Bernat Cabrespina

Las 25 fobias más raras que existen

Es conocido que las fobias son trastornos irracionales, pero hay casos que no dejan de sorprender.
Las 25 fobias más raras que existen

Todo el mundo conoce a alguien con algún tipo de fobia (miedo a las arañas, miedo a las alturas,...) o incluso nosotros mismos padecemos alguna. Según la psicología evolucionista estos miedos irracionales y exagerados tienen su razón de ser, y es que los humanos que evitaban ciertas situaciones tenían más probabilidades de sobrevivir.

De todos modos esto explica de todo la existencia de algunas de las fobias más extrañas que llegan a existir hoy en día. Como veremos existen algunas fobias que son más extrañas de lo que podemos llegar a imaginar. El ser humano es verdaderamente sorprendente.

Los 25 fobias más extrañas del ser humano

Las personas que tienen fobias pueden llegan a sufrir mucho a causa de ellas. Se trata de una respuesta de miedo muy exagerada a un estímulo que por lo general no presenta peligro alguno. Dicha irracionalidad se puede tratar en psicoterapia, siendo el modelo cognitivo-conductual el que ofrece mejor respuesta de extinción.

No hay que olvidar que las personas que padecen fobias sufren mucho en ciertas situaciones. Por suerte hay ciertos miedos que es muy fácil evitar en contextos urbanos, como por ejemplo las serpientes, pero otros son mucho más difíciles de esquivar. A continuación veremos las fobias más raras que existen y cuál es la conducta evitativa de las personas que las padecen.

1. Partenofobia

La partenofoba es una fobia de las más raras que pueden existir. Se trata del miedo a las chicas vírgenes. La persona que lo sufre puede llegar a sentir ansiedad si está delante de cualquier chica joven que podría ser virgen.

2. Penterafobia

Este miedo va a sacar una sonrisa a más de uno, pero que no le hace ninguna gracia a quien lo padece. Hablamos de la penterafobia o miedo a la suegra. Para algunas personas hablar con la madre de su pareja representa una gran fuente de ansiedad.

3. Tripofobia

La tripofobia es el miedo a un conjunto de agujeros, hoyos o huecos. Se trata de uno de los miedos más raros que existen, pues aumenta cuando los agujeros son de tamaño similar y están muy juntos. Hay muchas más personas de las que creemos que tienen este extraño miedo.

4. Fobofobia

La fobofobia es una de las fobias más retorcidas. Se trata del miedo a tener miedo. Las personas que la sufren son de lo más hipocondríacas, y sienten una gran miedo al pensar que pueden tener temores.

5. Levofobia y dextrofobia

Algunas personas desarrollan temores a cosas que se encuentran en una cierta situación en el espacio. La levofobia es el miedo a los objetos que se encuentran a la izquierda del propio cuerpo, mientras que la dextrofobia es el miedo a los que se encuentran en la derecha.

6. Pogonofobia

La pogonofobia es la fobia a las barbas. La moda de dejarse crecer la barba seguramente ha hecho que los pogofóbicos lo pasaran más mal que en tiempos pasados.

7. Hipnofobia

La hipnofobia es el miedo a quedarse dormido. También se conoce como somnifobia o clinofobia, y quien padece este miedo teme dejar de estar en el mundo consciente. Esta fobia produce serios trastornos del sueño.

8. Omfalofobia

La omfalofobia también es una fobia de las más raras. Es el miedo a los ombligos. Cualquier idea relacionada con los ombligos crea una aterradora angustia a quien padece esta fobia. Tocar uno es el peor temor del omfalofóbico.

9. Fagofobia

La fagofobia es el miedo a tragar. Sin duda comer y beber puede convertirse en una auténtica odisea para las personas que sufren esta fobia, siendo la desnutrición una consecuencia muy común.

10. Lacanofobia

Sin dejar la temática de la alimentación nos encontramos con la lacanofobia. Se trata del miedo a los vegetales. Una fobia muy irracional que obviamente hace que la persona no coma ni frutas ni verduras. Esto es una muy mala noticia para la salud general del cuerpo.

11. Numerofobia

La numerofobia es el miedo a los números. Son fobias muy duras porque los números están por todos lados, y las personas que padecen este miedo llegan a desarrollar auténticas obsesiones. Las matemáticas son evitadas a toda costa.

12. Barofobia

La barofobia se conoce como el miedo a la gravedad, aunque no es exactamente así. Es impreciso, y lo que les pasa a estas personas es que tienen miedo a las sensaciones causadas por los cambios de gravedad percibida. Evitan ascensores, parques de atracciones o incluso escaleras mecánicas.

13. Falacrofobia

La falacrofobia es el miedo a las personas calvas. Mirar una persona calva produce mucha angustia a los afectados, si bien puede ser peor la idea de tocar una cabeza pelada. El miedo quedarse calvo es también muy intenso.

14. Catisofobia

La catisofobia viene a ser el miedo a sentarse. Sin duda un temor muy difícil de llevar que acostumbra a tener su explicación por haber sufrido una experiencia traumática estando sentado. Un secuestro, una tortura o incluso unas hemorroides podrían ser la causa.

15. Cromofobia

La cromofobia es la fobia a los colores. Normalmente se describen experiencias traumáticas para explicar estas aversiones tan irracionales, pero es que aún existen miedos más específicos. Ejemplo de ello es la xantofobia (miedo al color amarillo) o la clorofobia (miedo al color verde).

16. Caetofobia

La caetofobia es el miedo al cabello. Pensar en cabello de otras personas o de animales es aterradora para estas personas, y ya no hablamos de la idea de tocarlo. Hay casos en los que incluso se tiene miedo al propio pelo.

17. Alliumfobia

Como si de vampiros se tratara hay personas que tienen alliumfobia, es decir, miedo a los ajos. El fuerte olor de los ajos es una pesadilla para las personas que sufren esta fobia, pero también pensar en ellos o tocarlos.

18. Linonofobia

La linonofobia es el miedo a los hilos, cordeles, cuerdas y cadenas. Una fobia que parece muy irracional pero que, como otras, puede tener su origen en algún tipo de experiencia traumática como un secuestro.

19. Hexakosioihexekontahexafobia

La hexakosioihexekontahexafobia es miedo al número 666. Un nombre muy complicado (que toma el griego como raíz) que se explica por un temor previo a Lucifer. Si una persona con esta fobia ve el número 666 siente un gran miedo por relacionarlo con un señal de Satanás.

20. Ceraunofobia

La ceraunofobia es el miedo a que un rayo caiga encima de uno. Normalmente el ceraunofóbico tiene también miedo a los truenos y las tormentas, unos miedos irracionales pero bastante más comunes en la población.

21. Omatofobia

La omatofobia es la fobia a los ojos. Los omatofóbicos sufren mucho miedo al pensar o ver imágenes de ojos. En ocasiones lo que más les aterra es que el iris sea de cierto color.

22. Quionofobia

La quionofobia es el miedo a la nieve, tanto si está cayendo como si ya está depositada en el suelo. La sensación de tocarla es aún más angustiosa, y vivir en ciertos lugares del mundo puede ser realmente traumático para las personas quionofóbicas.

23. Mageirocofobia

La mageirocofobia es el miedo a cocinar. La idea de tener que cocinar genera mucho estrés al mageirocofóbico y por eso siempre manifiesta las máximas conductas evitativas a la hora de preparar comida. Una de los miedos más raros que existen en cuanto a la comida.

24. Anablefobia

La anablefobia es la fobia a mirar hacia arriba. La idea de inclinar la cabeza hacia arriba y mirar qué hay es algo aterrador para las personas que sufren este miedo, tanto si se está en un sitio interior como exterior.

25. Alectorofobia

Existen muchos miedos a animales como serpientes y arañas, pero hay otros casos en los que los animales dan lugar a algunas de las fobias más raras que existen. Es el caso de la alectorofobia o miedo a las aves, en el que se teme a aves comunes como pollos o gallinas.

Referencias bibliográficas

Bernat Cabrespina

Psicólogo

Bernat nació en Barcelona en 1987. Graduado en Psicología por la Universitat de Barcelona y máster Erasmus Mundus "Work, Organizational and Personnel Psychology (WOP-P)" por la Universitat de Barcelona y la Universidade de Coimbra en Portugal. Políglota y con formación adicional en nutrición, coaching y psicología evolucionista, tiene experiencia en psicología clínica y en recursos humanos. Actualmente es director de contenidos de MedSalud.com.