Los 10 tipos de pareja (según su relación sentimental)

Desafortunadamente, no todas las parejas disfrutan de una compatibilidad perfecta.
Tipos de pareja

Los humanos somos seres sociales y necesitamos establecer vínculos emocionales. Se trata de algo que forma parte de nuestra naturaleza, y que se manifiesta en su máxima expresión a través de la relación de pareja.

En este artículo van a presentarse los diferentes tipos de pareja que llegan a establecer relaciones sentimentales. Las diferencias dependen de muchos factores, como la personalidad, el estilo de vida o los intereses, si bien es posible crear unas categorías generales.

Los 10 tipos de pareja (y sus características)

Tener una pareja ideal es el deseo de millones de personas. Pasar la vida felizmente al lado de alguien especial es incluso el objetivo más importante de la vida de muchas de ellas. No obstante no existe una fórmula única para conseguir tal meta.

A continuación se muestran los diferentes tipos de parejas que pueden dar lugar a una relación sentimental. En algunos casos es fácil apreciar que la pareja no es ideal o incluso nada recomendable, y seguramente la mejor para pasar toda una vida es aquella en la que hay la máxima compatibilidad.

1. Parejas dependientes

Este tipo de pareja se establece entre personas dependientes. Se trata de casos en los que hay la necesidad de estar con alguien, más allá del sentimiento que hay detrás de la relación de pareja.

En algunos casos las dos personas desarrollan este tipo de acercamiento hacia la otra persona, pero hay casos en los que solamente una persona es dependiente. Esto generalmente puede llegar a suponer una carga para la persona más independiente.

2. Parejas independientes

Las parejas independientes son aquellas que no comparten todos los espacios. Las forman personas que saben separar su relación de pareja de sus amistades e intereses, y en general se considera un tipo de pareja saludable.

No obstante, en casos extremos puede que no sea así. Una pareja necesita compartir tiempo en compañía, y hay personas que realmente no están dispuestas a sacrificar parte de su libertad en favor de la relación de pareja.

3. Parejas basadas en la amistad

Existe un tipo de pareja que basa su relación en la amistad, lo que es una gran manera de enfocar una relación sentimental. Sentir que, ante todo, lo que se siente es que la otra persona es mejor amiga es muy positivo para la relación.

Y es que en una relación de amistad es muy importante cuidar una serie de cuestiones que también son vitales para una pareja. La confianza, el respeto, la lealtad, solidaridad y el cariño no pueden faltar en toda relación de amistad, al igual que en el caso de la pareja.

4. Parejas con relación abierta

Quienes apuestan por una relación abierta afrontan una situación diferente. Se trata de personas comparten una relación sentimental, pero que han acordado tener licencia para tener relaciones íntimas con otras personas.

Muy pocas personas están preparadas para no tener una relación de exclusividad con otra persona. La monogamia está muy consolidada en la sociedad, y por otro lado hay que tener mucha seguridad y confianza con la otra persona, así como establecer una serie de reglas. Todo esto es indispensable si no se quiere que la apuesta de tener una relación abierta acabe en la ruptura de la pareja.

5. Parejas por conveniencia

Las parejas que están juntas por conveniencia eran mucho más habituales en el pasado. Antes era muy habitual que el padre de familia decidiera con quien debían casarse sus hijos por motivos económicos o de renombre, si bien aún pasa en muchos lugares del mundo.

No obstante, también puede ser la propia persona emparejada la que está con alguien por conveniencia. En realidad hay muchas personas que se interesan en empezar una relación sentimental con alguien que tenga un buen nivel adquisitivo, entre otras razones. Tampoco es extraño que suceda con ambas personas.

6. Parejas por atracción física

Este tipo de pareja a menudo es las más explosiva, pues en ellas el físico juega un papel fundamental. Cuando dos personas se atraen mucho por su atractivo, esto puede ser suficiente razón como para que decidan empezar una relación de pareja juntas.

Se trata de personas con un gran deseo carnal sobre la otra persona, aunque también es posible que tengan mucha dependencia de la aprobación del entorno. En cualquier caso, lo cierto es que por lo general es una mala razón para empezar una relación, y es habitual que termine al cabo de un tiempo.

7. Parejas con relación a distancia

Vivir en lugares distintos es todo un reto para una pareja. Se entiende que esta situación no puede ser eterna, y es que una relación no se puede sustentar si dos personas no pueden compartir el tiempo y el espacio juntos.

Sin embargo hay muchas parejas que deben aceptar que durante un tiempo hay que estar separados físicamente. Esto puede desembocar en una situación de crisis, si bien esta prueba de fuego en ocasiones lo que acaba es justamente fortaleciendo la relación de la pareja una vez puede encontrarse.

8. Parejas temporales

Las parejas temporales equivaldrían al conocido “amor verano”. Son parejas que están juntas durante un periodo de tiempo, pero en realidad las dos personas saben que la situación no va a durar toda la vida. En la búsqueda de la persona perfecta a veces la gente necesita experimentar para entender sus propias necesidades.

En ocasiones solamente una de las dos personas siente que está en una relación temporal. Inevitablemente, cuando tarde o temprano la relación acaba, la persona que no se lo espera puede sufrir mucho.

9. Parejas con relación tóxica

Este es seguramente el peor tipo de pareja, y es que no hay nada peor que una relación tóxica. Cuando alguien resulta una compañía tóxica puede dar lugar a interacciones de lo más difíciles con sus allegados, y esta situación en una pareja puede ser muy destructiva.

En una pareja así puede ser que en realidad solamente una de las dos personas sea una compañía tóxica, pero a veces son las dos. Las dinámicas pueden generarse de diferente forma, pero lo peor es cuando hay rencor, venganza y agresividad entre la pareja.

10. Parejas compatibles

La relación de pareja compatible es la ideal y deseada por todo el mundo. Cuando dos personas combinan a la perfección es que se entienden y que se alinean con la forma de ver la vida de la otra..

Se trata de relaciones en las que normalmente hay un alto grado de madurez, pero lo que es evidente es que no existe una fórmula perfecta. Las personas que componen este tipo de parejas pueden tener personalidades muy diferentes, pero la clave es que juntas combinan excelentemente para compensarse y disfrutar de su compañía.

Referencias bibliográficas

Elvira nació en Madrid en 1994. Es Graduada en Psicología por la Universidad Autónoma de Madrid y actualmente está estudiando el Máster en Psicología General Sanitaria en la Universidad de Barcelona. Compagina sus estudios con ser colaboradora de MedSalud.com.