Enfermedades
| por Xavier Rico Garófalo

Dolor en el pecho: síntomas, y causas más frecuentes

El dolor de pecho es una de las razones más habituales para visitar al médico. ¿Cuáles son las causas?
Dolor pecho

El dolor de pecho es una de las principales causas de visitas al médico en adultos. Por suerte, existen muchos factores que ayudan a que los médicos puedan identificar el problema causante del dolor.

En este artículo hablaremos sobre causas comunes del dolor de pecho y sus síntomas. Cabe decir que dada la gravedad de algunas de las causas posibles, recomendamos que en caso de sufrir dolor de pecho de causa desconocida contactes con un profesional médico lo antes posible.

El dolor de pecho: ¿qué es?

La gran mayoría de personas saben de la gravedad que puede acarrear un súbito dolor en el pecho, lo cual es síntoma de alarma inmediata en la mayoría de casos. Por suerte, padecer dolor en el pecho no implica necesariamente una patología grave que necesite de intervención médica inmediata.

Existe un gran rango de problemas de salud que pueden causar dolor en el pecho. Esto ocurre porque gracias a los nervios que tenemos en la zona, como el nervio vago, el nervio intercostal el nervio simpático o el nervio frénico, el dolor se extiende rápidamente por toda la zona, dificultando que sepamos exactamente la causa de este dolor.

Dolor de pecho

Puede originarse en distintas estructuras como:

  • El corazón
  • Las costillas
  • La piel
  • Los nervios intercostales
  • La pleura
  • El esófago
  • El diafragma
  • Las vértebras torácicas

Gracias a nuestras características personales e historia clínica, el médico puede orientarse con relativa seguridad para establecer un diagnóstico inicial. Esto, sumado al análisis de las características del dolor del paciente, hace que se puedan descartar o confirmar enfermedades graves que causen el dolor del pecho.

Este análisis inicial de las características del dolor de pecho y de sus síntomas acompañantes es un paso de vital importancia para el tratamiento de la enfermedad y debe realizarse lo antes posible para poder determinar si el paciente se encuentra en peligro inmediato. De nuevo, nos gustaría incidir en la importancia de contactar con el médico en caso de sufrir dolor de pecho.

Síntomas

Los síntomas varían mucho dependiendo de la causa del dolor de pecho, de manera que lo mejor es que los expliquemos en detalle junto a sus causantes. A pesar de esto, podemos hablar de ciertos síntomas generales que nos avisan sobre problemas serios que requieren atención médica inmediata.

Los síntomas más preocupantes cuando sufrimos dolores de pecho son aquellos relacionados con la angina de pecho o el infarto de miocardio y son motivo de alarma cuando se presentan juntos en el mismo cuadro médico:

  • Dolor sordo o sensación de compresión en el pecho
  • Dolor en cuello, mandíbula, espalda o brazos
  • Nauseas, fatiga, sudoración y falta de aliento

En caso de estar experimentando estos síntomas y que estos duren más de 15 minutos, lo más responsable es contactar con el servicio de emergencias médicas que tengamos a nuestra disposición de manera inmediata. Normalmente nos darán indicaciones telefónicamente, una vez hayamos explicado los síntomas, sobre cómo proceder.

Causas posibles (no relacionadas con la salud del corazón)

Por suerte, las causas más frecuentes del dolor de pecho no están relacionadas con problemas cardíacos. Dentro de esta categoría encontraríamos, por ejemplo las siguientes.

1. Causas gastrointestinales

Aquellas que están relacionadas con el aparato digestivo, especialmente el esófago o la vesícula biliar. Este tipo de dolores suelen ir acompañados de reflujo gástrico, que deja mal sabor en la boca, y empeoran cerca de las comidas o al reposar tumbados.

2. Causas respiratorias

Habitualmente causadas por infecciones, las inflamaciones de los pulmones o de la pleura, la membrana que los rodea, pueden causar dolor en el pecho. Entrarían enfermedades como la neumonía, la pleuritis o incluso problemas de hiperventilación. Especialmente aquellas causadas por infecciones pueden ser fácilmente detectadas por rayos X y suelen ir acompañadas de mocos u otros síntomas acompañantes que las hacen de más fácil detección.

3. Causas musculares o esqueletales

Una causa muy común, especialmente en jóvenes adultos, del dolor de pecho. Traumatismos e inflamaciones de la zona del pecho naturalmente causan dolor y son motivo de alarma.

Para ejemplificar, la costocondritis es una inflamación de la articulación entre el esternón y las costillas. El dolor de pecho incrementa en este caso cuando respiramos profundamente, en reposo o mientras tosemos o estornudamos. Suele mejorar tras un par de semanas bajo tratamiento antiinflamatorio.

4. Causas emocionales

La ansiedad y los ataques de pánico pueden provocar intensos dolores de pecho. El dolor suele manifestarse durante el ataque y puede venir acompañado de fuertes palpitaciones, sudoración, falta de aliento y mareos. Se suelen resolver en unos 20 minutos y pueden verse aliviadas con tratamiento psiquiátrico (terapia hablada, medicación…).

5. Causas infecciosas

Además de las infecciones respiratorias, existen otras enfermedades de este tipo que nos pueden causar dolor de pecho, como el herpes zoster (conocido también como culebrilla). En este caso, la piel del afectado presentará una erupción típica indicativa de la enfermedad.

Causas posibles (relacionadas con el corazón)

Dentro de las causas de dolor de pecho que sí están relacionadas con problemas directamente relacionados con el corazón o el sistema circulatorio encontraríamos, entre otras:

1. Angina de pecho

Sus síntomas están explicados anteriormente en el artículo y suele ir ligada a enfermedades coronarias, ya que el dolor aparece por una reducción del flujo sanguíneo al corazón. Cabe mencionar que los síntomas más habituales descritos para la angina de pecho están basados en cómo los padecen los hombres, pero actualmente sabemos que en mujeres los síntomas de la angina de pecho pueden variar.

2. Pericarditis

Cuando existe una inflamación del pericardio, el tejido que envuelve al corazón. Puede estar causada por infecciones y el dolor empeora al respirar profundamente o tumbarnos, pudiendo presentar radiación de dolor hacia el brazo izquierdo. Diagnosticable mediante electrocardiograma.

4. Disección aórtica

Raras veces, una ruptura de la pared aórtica puede ocurrir, causando consecuencias catastróficas para el organismo, como el sangrado interno. Afecta habitualmente a hombres mayores de 40 años con tendencia a la hipertensión.

5. Infarto de miocardio

Presenta síntomas muy similares a los de la angina de pecho, dolores compresivos, irradiación del dolor hacia el cuello, la espalda y/o el brazo izquierdo. El dolor se acrecenta en reposo y no mejora con nitroglicerina. Ocurre cuando el miocardio, el tejido muscular del corazón que se encarga de realizar la función de bombeo, deja de recibir sangre. Representaría el “ataque al corazón” clásico y absolutamente requiere de atención médica inmediata.

Estas no son todas las posibles causas del dolor torácico, pero nos sirve para ejemplificar la gran variedad de razones por las cuales podemos sufrir dolor de pecho.

Para terminar, debemos decir que los dolores en el pecho presentan un peligro mayor para aquellas personas en situación de riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. La edad, el sexo, nuestros hábitos alimenticios y vitales (como fumar), o la historia médica propia y familiar le dará información a los médicos, que nos avisarán en caso de necesitar monitorizar nuestra actividad cardíaca según nuestro riesgo.

Las enfermedades y trastornos cardiovasculares son la principal causa de muerte en la civilización actual, así que lo mejor que podemos hacer es cuidarnos e informarnos sobre los posibles riesgos y protocolos de actuación, así como tomarse en serio los síntomas de alarma y buscar atención médica lo antes posible en caso de creer necesitarla.

Referencias bibliográficas

  • Hickam DH. (1990) Chest Pain or Discomfort.Clinical Methods: The History, Physical, and Laboratory Examinations.
  • Wilke, A (1999) Angina pectoris in extracoronary diseases. Herz.

Xavier Rico Garófalo

Genetista

Xavier, nacido en Caracas, Venezuela en 1993. Graduado en Genética por la Universidad Autónoma de Barcelona, en posesión de un título de Máster en Microbiología Avanzada de la Universidad de Barcelona. Ha participado en proyectos de investigación Biomolecular y de variabilidad genética. Actualmente colaborando con MedSalud.