Los 4 tipos de Ciencia más importantes (y qué estudia cada una)

Las principales ramas científicas, explicadas.
Ramas de la ciencia

No es tarea fácil decidir qué ciencia es más importante. Las ciencias, sin importar su campo de estudio, son un esfuerzo conjunto de aportar conocimiento y progreso a la humanidad.

Las distintas ciencias se apoyan constantemente en el conocimiento generado por el resto de ramas, siendo todavía más complejo decidir cuáles concretamente han sido de mayor utilidad para las personas.

En este artículo hablaremos de las 4 más importantes distinciones de la ciencia, indagando en los diferentes tipos de ciencias existen. Cuando se habla de la ciencia en términos generales, es habitual apoyarnos en la filosofía, así que no te sorprendas si de repente aparece Karl Popper o su teoría del falsacionismo. Es lo normal cuando se explica un concepto abstracto, como la razón de “lo científico”.

¿Qué es la ciencia?

Para poder hablar de las 4 ciencias más importantes, primero tenemos que comentar qué es la ciencia exactamente. La palabra ciencia viene del latín scientia, que significa conocimiento. Las ciencias son sistemas de conocimiento, que investigan la realidad utilizando diferentes métodos para obtener conocimientos lo más útiles posible, dentro de cada uno de los campos de estudio.

A partir de las observaciones de la realidad, las ciencias cuestionan el por qué de las observaciones, como por ejemplo: ¿por qué el sol brilla con un tono amarillo? o ¿cómo afecta el nivel económico de una persona a su salud?, etc. En torno a dar respuesta a esta pregunta, se forman más preguntas que han de ser contrastadas de algún modo para poder darles validez.

Como veremos al descubrir los diferentes tipos de ciencias más influyentes, el método de estudio y validación del conocimiento obtenido puede variar mucho de una ciencia a otra, pero todas tienen en común su función de generar conocimientos potencialmente útiles para la humanidad.

Los 4 principales tipos de ciencia

Podemos dividir la ciencia en general de mucha formas, según el criterio que utilicemos.

En este artículo hacemos hincapié en los diferentes campos de estudio, pero también en los métodos de obtención y justificación del conocimiento que generan las diferentes ciencias. Es una clasificación amplia y general de las ciencias, utilizada hoy en día.

1. Ciencias Fácticas

Las ciencias fácticas también son conocidas como ciencias empíricas, ya que utilizan el método empírico-deductivo basado en la lógica para llevar a cabo su labor científica. Las ciencias fácticas son aquellas en las que se estudian los hechos y las circunstancias que los rodean. Este estudio o investigación se hace bajo un marco lógico, que permite corroborar la validez del material científico.

El proceso científico empieza con la formulación de una hipótesis. Las hipótesis son explicaciones de los fenómenos estudiados por las ciencias, que han de ser contrastadas de diferentes maneras, como por ejemplo la experimentación, para que se compruebe su validez.

Existe un problema lógico con las ciencias empíricas, y es que estas no pueden verificar al 100% su conocimiento. Esto se debe a que las deducciones utilizadas en el método científico se hacen a partir de inferencias hechas sobre las observaciones. Dicho de otra forma, las ciencias empíricas no pueden demostrar la universalidad de los procesos que estudian.

Para aliviar este problema, Karl Popper y su movimiento falsacionista propusieron poner énfasis en la “falsabilidad” de las hipótesis como un criterio necesario para su validez científica. Las hipótesis falsables son aquellas que pueden rebatirse también de forma lógica y empírica, mediante la observación de fenómenos, como “Los planetas giran en órbitas”. Son hipótesis generales, claras y precisas.

Dentro de las ciencias fácticas entran las ciencias naturales y sociales, debido a su modo de obtención de conocimiento. Aun así, son consideradas dentro de la categoría más grande de las ciencias empíricas.

Aristóteles

2. Ciencias Formales

Las ciencias que no estudian fenómenos naturales o sociales se clasifican como ciencias formales. Este tipo de ciencias son conjuntos de sistemas de conocimientos racionales y coherentes. Se encarga de estudiar objetos abstractos, mediante la deducción hecha a partir de una serie de axiomas, verdades y leyes incuestionables que limitan el marco de pensamiento del estudio.

El conocimiento que obtienen las ciencias formales, como la matemática o la lógica, es derivado de una serie de ideas y conceptos conectados de una forma coherente, dentro de las normas que tenga el sistema. Estos son conocidos como teoremas, como el famoso “Teorema de Pitágoras”, que no es más que una deducción matemática en el campo de la geometría.

3. Ciencias Sociales

Las ciencias sociales son ciencias empíricas, que se diferencian del resto de ciencias porque estudian fenómenos relacionados con las personas y sus múltiples interacciones sociales, tanto a nivel material como inmaterial. Entrarían las ciencias humanas, como el estudio del arte y la historia, así como de las lenguas, los países…

La psicología por ejemplo entraría como un ejemplo de ciencia biosocial, donde se estudia una parte del ser humano relacionada con sus procesos biológicos, como la actividad cerebral y los efectos del ambiente sobre el comportamiento humano. Otro ejemplo de ciencia biosocial sería la antropología.

4. Ciencias Naturales

Las ciencias naturales también son ciencias empíricas, que ponen el foco de la investigación en el mundo natural y los procesos que ocurren en él, así como sus causas. La química, la medicina, la biología o la física. Estas disciplinas están relacionadas intrínsecamente y utilizan de forma constante el conocimiento que adquieren otras ciencias naturales. Es habitual la intersección de diferentes disciplinas, como en el caso de la química física.

No todas las ciencias naturales son ciencias experimentales. Las ciencias experimentales son aquellas en las que se utilizan experimentos controlados para la obtención de información a contrastar con las hipótesis, pero la astrología, por ejemplo, lo tiene difícil para realizar experimentos y se basa más en la observación y la lógica.

Con el tiempo, las ciencias naturales han tendido hacia la especialización. Esto se debe a que una vez se profundiza en un campo, se abren nuevas vías de investigación. El progreso tecnológico también es un factor para la aparición de nuevas especializaciones científicas.

El conocimiento obtenido por este tipo de ciencias se traduce en reglas o leyes generales, que pueden predecir comportamientos futuros, pero no con una total certeza.

Referencias bibliográficas

  • Peck, H. T., Peabody, S. H., & Richardson, C. F. (1897). The International cyclopedia, A compendium of human knowledge.
  • "Rules for the study of natural philosophy", Newton 1999, pp 794-6, libro 3, The System of the World.

Xavier, nacido en Caracas, Venezuela en 1993. Graduado en Genética por la Universidad Autónoma de Barcelona, en posesión de un título de Máster en Microbiología Avanzada de la Universidad de Barcelona. Ha participado en proyectos de investigación Biomolecular y de variabilidad genética. Es Director Editorial de MedSalud, aportando su conocimiento a la línea de contenido de la revista.