Belleza
| por Paula Cortés

Aceite de jojoba: 15 propiedades para la piel y el cabello

El aceite de jojoba es una sustancia muy beneficiosa tanto para la piel como para el cabello.
Aceite de jojoba: 15 propiedades para la piel y el cabello

El aceite de jojoba es muy utilizado en muchos cosméticos. Se trata de una sustancia que se obtiene a partir de las semillas de la jojoba, una planta originaria de zonas desérticas de América del Norte.

Muchas personas han descubierto ya lo beneficioso que es este aceite para su cuerpo. El aceite de jojoba tiene muchas propiedades para la piel y el cabello, siendo usado para mejorar la salud de estos tejidos e incluso combatir algunas afecciones difíciles de tratar.

15 propiedades del aceite de jojoba para la piel y el cabello

Las tribus amerindias han usado este aceite desde tiempos inmemoriales. Ellos llamaban a esta planta “hohowi”, y eran muy conscientes de las propiedades del aceite de jojoba para la piel y el cabello.

Durante años este remedio natural cayó en el desuso, pero hoy son muchos los productos cosméticos que utilizan el aceite de jojoba. Lo bueno es que es posible aplicar directamente este producto en nuestra piel o cabello sin que sea necesario comprar nada más.

1. Es parecido al sebo natural

El aceite de jojoba es una sustancia especial porque se parece al sebo natural que segregamos. El sebo es una sustancia que se produce en las glándulas sebáceas de la piel, por lo que el aceite de jojoba puede actuar como un acondicionador natural.

2. Tiene propiedades humectantes

Este aceite protege la piel al impedir que pierda su humedad Muchos productos para la piel eliminan el sebo natural de la piel, pero este no es el caso debido a que este aceite es una sustancia parecida. De este modo se evitan diferentes problemas derivados de una piel deshidratada.

3. Hidrata la piel

El aceite de jojoba no solamente impide que la piel pierda agua, sinó que también la hidrata. Este aceite se absorbe completamente, y se puede aplicar una vez se ha limpiado la cara con un jabón natural. Es ideal para antes de ir a dormir (unas pocas gotas son suficientes).

4. Suaviza la piel

La piel puede ganar tersura y suavidad si se usa aceite de jojoba regularmente. Gracias al profundo efecto hidratante que tiene la piel no sufre tantos problemas de sequedad, por lo que la piel se ve más vital. La piel queda más lisa y luminosa, e incluso la expresión de la cara puede mejorar.

5. Regula la piel grasa

El aceite de jojoba también es efectivo para combatir la piel grasa. En algunos casos las glándulas sebáceas muestran cierto descontrol y producen más sebo del necesario. Este aceite representa una solución para evitar consecuencias problemáticas como el acné, la dermatitis seborreica o la caspa.

6. Combate el acné

El acné afecta a millones de personas, y el aceite de jojoba puede ser de mucha ayuda. Ya hemos comentado que el exceso de sebo que es una de las causas, la cual conduce a obstrucciones en los folículos pilosos (con el propio sebo, queratina y otros desechos celulares).

7. Tiene propiedades antibacterianas

Las obstrucciones en los folículos pilosos además pueden infectarse. Afortunadamente el aceite de jojoba también tiene propiedades bacterianas, siendo una solución para evitar complicaciones que van más allá de las espinillas o puntos negros.

8. Es antioxidante y antiinflamatorio

El aceite de jojoba es además antioxidante y antiinflamatorio. Diferentes sustancias como la vitamina E permiten combatir diferentes problemas cutáneos. Gracias a estas propiedades la piel gana salud y es más difícil que aparezcan afectaciones indeseables en ella.

9. Controla la caída del cabello

Algunas personas sufren una caída del cabello muy acusada. Lo normal es perder de 50 a 100 cabellos al día, pero la falta de una nutrición adecuada a los tejidos de la piel o el pelo pueden acelerar la caída. El aceite de jojoba contiene sustancias que nutren el cuero cabelludo adecuadamente.

10. Sirve como acondicionador

El aceite de jojoba puede acondicionar el cabello. Es destacable sobre todo en los casos de personas que tienen el cabello rizado y seco. El aceite de jojoba permite que se cree una capa cerosa natural que nutre el cabello y lo protege del polvo y la sequedad ambiental.

11. Remineraliza el cabello

Algunos minerales son muy importantes para el cabello. Destacan el zinc y el selenio, oligoelementos presentes en el aceite de jojoba. Un cabello sano y fuerte es más bonito, pero también puede combatir mejor algunas enfermedades.

12. Combate la caspa

El aceite de jojoba combate la caspa gracias al aporte de estos minerales. Muchos champús anticaspa incluyen estos nutrientes para evitar este problema, y aplicando remedios naturales como el aceite de jojoba se puede combatir perfectamente.

13. Es inodoro

Hay muchos productos cosméticos que producen olores, pero no es el caso de este aceite. A diferencia de otras sustancias naturales o artificiales no tiene ningún agente que amita aromas fuertes, por lo que no hay que convivir con olores que pueden resultar incómodos.

14. Tiene una buena aplicación

El aceite de jojoba es muy fácil de aplicar. A diferencia de otros aceites tiene el punto de fusión muy bajo. Esto significa que si hace frío en invierno no se va a volver más duro ni espeso, con lo que no es difícil de aplicar ni contiene grumos de ningún tipo.

15. No presenta ninguna contraindicación

Esta sustancia natural no puede dar lugar a ningún problema de salud. Algunos remedios naturales pueden llegar tener contraindicaciones, como el árbol del té, el cual puede llegar a ser abrasivo. El aceite de jojoba, en cambio, no tiene efectos tóxicos en concentraciones altas.

Referencias bibliográficas

  • Busson-Breysse, J., Farines, M. y Soulier, J. (1994). Jojoba wax: Its esters and some of its minor components. Journal of the American Oil Chemists' Society, 71 (9), 999–1002.

  • Creative Juices Publishing (2018). Jojoba Oil Is The Cure For All Things. Hong Kong: Creative Juices Publishing.

  • Heinerman, J. (1998). Aloe Vera, Jojoba and Yucca. The amazing health benefits they can give you. Nueva York: McGraw-Hill.

Paula Cortés

Farmacéutica

Carmen nació en Barcelona en 1988 y es Graduada en Farmacia por la Universidad de Barcelona. En seis años ha trabajado en varias farmacias de la demarcación de Barcelona y Lleida. La divulgación y escribir siempre han estado entre sus intereses, por lo que desde 2018 colabora en portales que abogan por el conocimiento en el ámbito de la salud como MedSalud.com.