Alimentos
| por Carmen Otegui

Piña: 10 propiedades y beneficios de esta fruta tropical

Esta fruta tropical además de ser deliciosa, tiene muchos beneficios para la salud.
Piña: 10 beneficios y propiedades de esta fruta tropical

La piña es una fruta que puede ayudar a complementar de forma nutritiva nuestra alimentación. De entre las propiedades más singulares de este fruto destaca su contenido en bromelina, una enzima que contribuye a metabolizar los alimentos.

Pero la piña tiene muchas propiedades y beneficios como veremos, y además se puede preparar de diferentes formas. Sin duda se trata de una de las frutas estrella del verano, y a día de hoy podemos encontrarla en el mercado durante todo el año.

10 propiedades y beneficios de la piña

Esta fruta es rica en fibra, vitaminas y minerales. Su sabor gusta a todo el mundo, y se puede consumir en forma de postre, zumo, o combinarla con yogur u otros alimentos. De hecho, también puede formar parte de algunas recetas, como preparada con jamón ibérico.

En la cocina occidental se ha utilizado mucho como postre, pero en la gastronomía oriental se combina mucho con carnes y platos fuertes. Pero sea de una forma u otra, lo importante es gozar de todas las propiedades los beneficios que la piña tiene para el organismo.

1. Ayuda a metabolizar alimentos

La piña es excelente para mejorar el proceso de digestión de alimentos. Esto debido a que tiene bromelina en altas cantidades, una enzima que ayuda a una mejor asimilación de los aminoácidos. Esto a la práctica significa que facilita la digestión de las proteínas.

Por lo tanto, la piña es una excelente aliada para aquellas personas que sufren de indigestión, pesadez, gases o acidez. Ya sea que se consuma fresca, en jugo o asada, la piña ofrece siempre este beneficio.

2. Rica en nutrientes

La piña es rica en nutrientes como vitaminas y minerales. Por ejemplo, contiene magnesio que ayuda a fortalecer los huesos. Además es una fuente de antioxidantes, por lo que consumir piña en cantidades adecuadas, es auxiliar en el envejecimiento.

Aunque contiene vitamina A, B1 o ácido fólico, la principal vitamina que contiene la piña es la vitamina C. Debido a estas razones la piña es uno de los frutos con mayor contenido de vitaminas y minerales.

3. Alta aportación de fibra

Esta fruta tiene un alto contenido de fibra. Por esta razón, consumir piña puede ayudar a aliviar el estreñimiento y a disminuir el riesgo de desarrollar cáncer de colón. La piña es un alimentos ciertamente destacable en lo que se refiere a contenido de fibra.

Para mantener la línea, consumir cantidades adecuadas de fibra también es de gran ayuda. Lo mejor es que se consuma la piña de forma natural, y es que si se toma en forma de zumo se pierde la aportación de fibra que contiene.

4. Pocas calorías

La piña tiene pocas calorías. Por esta razón es un alimento ideal para incluirlo en un régimen para bajar de peso. Se puede consumir en cualquier cantidad, y existe mucha versatilidad posible para incorporarla como postre, desayuno, merienda, etc.

Aporta un nivel tan bajo de calorías que se convierte en una opción muy buena para consumir a cualquier hora del día sin sentimiento de culpa o remordimientos. Y si lo hacemos disponemos de su alto contenido en fibra y su en vitaminas y minerales, lo cual siempre es una buena noticia para nuestro cuerpo.

5. Fortalece el sistema inmunológico

Comer piña representa una gran ayuda para mejorar el estado del sistema inmunológico. Esto se debe sobre todo a su alto contenido en vitamina C y ácido fólico. Se trata de dos sustancias que benefician mucho a las defensas.

Consumir piña con regularidad ayuda a que el sistema inmunológico se mantenga fuerte. Una buena idea es mezclar también la piña con otras frutas para hacer macedonias u otras recetas con ellas. Tomar frutas variadas incrementa la variedad de vitaminas y minerales.

6. Antiinflamatorio

La piña tiene destacables propiedades antiinflamatorias. Se sugiere su consumo para ayudar a combatir enfermedades como la artritis reumatoide, gingivitis y dolor muscular.

Esta fruta se puede consumir a lo largo del día sin ningún tipo de restricción si se sufre algún tipo de inflamación. Se puede combinar con alimentos que no contrarrestan este efecto o comerlo fresco y en rodajas.

7. Antidiarreica

Se ha demostrado que esta fruta también es eficaz en el tratamiento contra la diarrea. Sus propiedades relacionadas son las de inhibir el crecimiento de los parásitos intestinales y mejorar los receptores del intestino.

En la medicina tradicional, la piña y su raíz se utilizan para el tratamiento de los parásitos intestinales. Además, gracias a que contiene bromelina ayuda en los procesos digestivos como la acidez, malestar, pesadez y gases.

8. Depurativa

Se considera que la piña es una fruta depurativa. Esta función ayuda a mantener sano el hígado, por lo que su consumo habitual se recomienda para ayudar a este órgano a realizar sus funciones vitales.

Por la cantidad de fibra y agua que contiene, la piña logra este efecto depurativo. No se requiere ningún tipo de preparación o cocción para consumirla para disfrutar de este beneficio de la piña; basta con pelarla y comerla fresca.

9. Propiedades cardiosaludables

La piña contiene propiedades anticoagulantes, por lo que se la considera cardiosaludable. Ayuda a mejorar la circulación y ejerce una actividad fibrinolítica. Debido a esto ayuda a prevenir enfermedades cardiovasculares como la hipertensión o las embolias.

Junto con una dieta saludable y ejercicio regular, la piña puede ayudar a disminuir el riesgo de enfermedades de este tipo. Así pues, consumir piña de forma regular es altamente recomendable.

10. Piel saludable

Por sus propiedades antioxidantes y su alto contenido en agua, la piña es muy buena para la piel. Si en la dieta se incorporan alimentos con vitaminas, minerales y fitoquímicos, la piel es capaz de ganar en salud y en tersura, así como capacidad de regeneración y cicatrización

De hecho, la piña se usa en la medicina tradicional para aliviar heridas y mejorar la recuperación de heridas. Comer piña es muy recomendable para la piel, y más si se complementa con buenas cremas hidratantes y ejercicio físico.

Referencias bibliográficas

Carmen Otegui

Nutricionista

Carmen nació en Madrid en 1992 y es Graduada en Nutrición Humana y Dietética por la Universidad Autónoma de Madrid. Su pasión por la buena alimentación y la divulgación la ha llevado a colaborar con medios que se preocupan por la salud y el bienestar de las personas. Tiene experiencia como nutricionista en diversos hospitales y centros geriátricos. Actualmente es colaboradora de MedSalud.com.